Motivación

Empezar de cero

Empezar de cero es como abordar una página en blanco. Tienes muchas ganas de escribir un nuevo post pero te invade una sensación paralizante y no eres capaz ni de hilar dos palabras. Es como una especie de reseteo, un borrón y cuenta nueva en nuestra vida. Una situación que enfrentamos generalmente tras un fracaso: el fin de una relación o un despido, por ejemplo. 


Claro que aquí se abre un debate interesante: ¿Qué es el fracaso? Hace unos días, asistí a un evento llamado precisamente «El éxito del fracaso” que me hizo reflexionar. No voy a redactar una crónica de lo que vivimos en aquel auditorio. Pero sí me gustaría traer aquí algunas de esas frases que calaron en mi mente como lo hacen las pequeñas gotas del orvallo en mi tierra. 


“El fracaso es cíclico. Y los éxitos también” – José Ángel García 

Por lo que, si estamos en una situación desfavorable en determinado momento, debemos aprender de ella y seguir trabajando porque podemos revertirla. Debemos tener muy presente el concepto de resiliencia porque es una capacidad que todos poseemos. 

Los tres ponentes contaron grandes experiencias vitales. Hablaron de pérdidas económicas, de deudas y apuros… Pero también de aprendizaje y perseverancia. 


“Solo se fracasa de verdad cuando no se aprende” – Jennifer de la Torre

Caemos, aprendemos, nos levantamos, nos sacudimos el polvo y seguimos. Es, resumida, la secuencia de la vida. Es como un mantra que tenemos grabado a fuego en la memoria y, aun así, a veces, olvidamos que fracasar es inherente a nuestra existencia y nos enrocamos en nuestra propia frustración en vez de respirar y volver a la carga. 

Ante un revés lo normal es que nos invada la inseguridad. Que los protagonistas sean los fantasmas y los monstruos y no los sueños. Pero, ¿quién quiere ser el villano de su propia historia? Sé el héroe. Ya lo dice la sabiduría popular: “lo que no te mata, te hace más fuerte”. Así que sal ahí y enséñale al mundo de qué estás hecho. Muéstrale tus cicatrices y, sobre todo tu sonrisa, y apóyate en los que más te quieren… porque las horas bajas tienen los días contados. Saldrás adelante.   


“El fracaso es imprescindible para tener éxito” – Jesús Alonso Gallo 

Pero entonces, ¿qué es el éxito finalmente? Cada ser humano podría aportar una respuesta diferente. Para mí el éxito es mi familia. Saber que estamos unidos a pesar de la distancia, y que nos sentimos orgullosos los unos de los otros a pesar de todo… es algo que no tiene precio.  

Lo demás ya llegará. Y sé que tengo que pelearlo. Los inicios son duros, sí, pero también excitantes. Por eso, a veces, sin fracaso de por medio, decidimos dar un golpe de timón y ver a dónde nos lleva el nuevo rumbo.

En mi caso no fue una pérdida, sino más bien un hallazgo, lo que me puso en movimiento. De la mano de la felicidad me trasladé a Madrid. 

Y aquí estoy, inmersa en mi reinicio particular, tratando de pillarle el punto a una ciudad frenética, aprendiendo, conociendo gente en cursos de formación y repartiendo puñetazos en Fitboxing.  

Esto solo acaba de empezar, pero me sobran fuerza y ganas para ganar este round… Y los que vengan. Y es que tengo al mejor compañero de batallas. Gracias a él, he salido de mi zona de confort y ahora… ahora voy a por todas.

Y tú conmigo. Empezando de cero… o desde el cinco. Que cada golpe enseña y, a estas alturas, ya llevamos unos cuantos puntos de experiencia acumulada en nuestras alforjas.  

Gracias por tu tiempo. Si te ha gustado, comenta. Y si quieres que te avise cuando el próximo post salga del horno, no lo dudes y… ¡suscríbete a mi blog! 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *